Google+
Para Gómez Demmel, su tarea "molesta" en la Justicia
El denunciado Fiscal General Adjunto dijo que algunos “perseguidos” por el tema ART “deben estar brindando” por la situación.
Imagenes
Youtube
imagen

Desde lo puntual, el Fiscal General Adjunto José Gómez Demmel afirma que entre sus tareas dentro del Ministerio Público, sólo tiene asignada el área de ‘Capacitación y Proyectos’. Pero que en el vínculo con su superior, Alejandro Moyano, “la mayoría de las veces” no existen “delegaciones escritas” de las tareas.

En ese punto es que el funcionario, denunciado recientemente mediante una certificación de la fiscal en lo laboral Alicia García de Solavagione, afirma que tiene bajo su órbita las cuestiones vinculadas a fallos de las Aseguradores de Riesgos del Trabajo (ART), a las que considera como “una preocupación de todos” y, particularmente, califica de “una cuestión de Gobierno”.

Según sus dichos, desde su asunción, en 2010, los “fraudes laborales” fueron “una preocupación del Ministerio Público Fiscal”. Y agregó: “Lo fue para este gobierno nacional y también para el anterior. Acá hay una gran hipocresía, porque el tema traspasa cualquier intencionalidad política partidaria”. De hecho, el propio gobernador Juan Schiaretti se manifestó en esa línea.

Sobre el tema, dijo durante su visita al programa Entre Nosotros Rebeca que existe “un grupito de profesionales que se avivaron” respecto a la temática, que generaron “una industria del juicio”, alterando “el mercado” en la provincia de Córdoba.

Sobre ese contexto afirma Gómez Demmel que hizo el llamado a Díaz de Solavagione, el mismo que terminó con la presentación. “Le llamé para informarme de un caso. Lo único que puede haber surgido es que le pregunté qué había dictaminado (pese a que era un dictamen público y que databa de varios meses atrás) y le insistí después para que me diga. Ahí me contestó: ‘No me apriete’ y le respondí: ‘No la estoy apretando, le estoy pidiendo que me diga que dictaminó’”.

La situación le causó sorpresa porque, según sus dichos, luego siguió en contacto con su denunciante. “Un superior, como en este caso, le puede pedir información a un inferior. Y puede hasta dar instrucciones particulares sobre determinadas temáticas. Todos estamos interesados en ponerle freno a los fraudes y tengo interés en que se declare la constitucionalidad de una junta médica previa. Pero no se puede decir ni siquiera que intervine, porque ya había un dictamen anterior” narró.

Para el Fiscal General Adjunto, los anticipos de postura del vocal del Tribunal Superior de Justicia (TSJ), Luis Rubio, y su superior, Alejandro Moyano, apuntan a que su tarea sobre el tema “puede molestar” a algunos de sus colegas.

“Me llama la atención que esto se plantee después de una reunión que tuve en el TSJ, donde estuvieron todos sus integrantes menos uno (por Rubio). Muchos perseguidos por este tema deben estar brindando, pero no me voy a detener” concluyó.

OPINIÓN


lcrisafulli
Por Lucas Crisafulli

gmariani
Por Guillermo Mariani

ggoldes
Por Guillermo Goldes