Google+
Rafecas procesó a la esposa de López y a dos "testaferros"
El juez investiga al exsecretario de Obras Públicas por enriquecimiento ilícito. Ordenó indagar el vinculo con el monasterio.
imagen

El juez Daniel Rafecas amplió la orden de procesamiento contra el exsecretario de obras públicas, José Lopez, e incluyó a su esposa María Amalia Díaz, al empresario Eduardo Gutierrez y al presunto testaferro Andrés Galera.

En la causa, donde se investiga el delito de enriquecimiento ilícito, el magistrado instó a que se averigue se existieron desvíos de fondos o entrega de dinero ilegal desde la cartera que conducía López hacia el Arzobispado de Mercedes Luján, lo cual quedará a cargo de otro juez.

Asimismo dictó la falta mérito a la hermana Celia Inés Aparicio y ordenó nuevas medidas de prueba, para establecer si encubrió al exfuncionario esa madrugada.

En su resolución de hoy el magistrado fijó un embargo en 220 millones de pesos contra López al dar por probado que la casa de Dique Luján, valuada en unos 700 mil dólares, es de su propiedad pese a que figuraba como inquilino.

Hasta el momento el extitular de obras públicas estaba procesado con prisión preventiva por los bolsos y la valija con casi 9 millones de dólares y relojes de alto valor, que intentó esconder en el monasterio de General Rodríguez la madrugada del 14 de junio pasado.

En cuanto a la esposa del ex funcionario el juez dispuso su procesamiento en calidad de partícipe necesaria del enriquecimiento, en tanto a los empresarios Galera y Gutiérrez también los proceso, pero en este caso como supuestos testaferros del detenido ex funcionario.