Durante el día de hoy se realizaron múltiples allanamientos en Argentina, España y Estados Unidos en el marco de una causa de tráfico de armas. En nuestro país, los operativos fueron en Buenos Aires, Santa Fe, Río Negro, Santiago del Estero y Córdoba.

Entre las armas incautadas, alrededor de 1200, se encontraron también explosivos y municiones. Por el calibre de la operación, se considera a este proceso como un "secuestro histórico". Los procedimientos fueron llevados a cabo por Gendarmería Nacional y la Aduana, con la colaboración de la AFIP. En nuestro país, se detuvieron a 17 personas.

Pablo Yadarola, juez en lo penal económico, ordenó los operativos luego de una investigación que se lleva a cabo desde octubre del año pasado. En el expediente, el juez consigna el descubrimiento de "una agrupación delictiva tendiente a llevar adelante actividades de contrabando, acopio, fabricación ilegal de armas de fuego, municiones, piezas e instrumental para producirlas."

La investigación se realizó en conjunto con la agencia Homeland Security, de Estados Unidos, e implicó procesos simultáneos en ese país y en España. Se sospecha que las armas eran enviadas a grupos armados narco de Brasil y Uruguay.

"Esto no sólo es importante para la Argentina, sino que también es importante para bajar la violencia en Paraguay y en Brasil, porque hay muchas de estas armas que son las utilizadas por los narcotraficantes y los grandes carteles brasileros que manejan el negocio del narcotráfico con ametralladoras y armas pesadas de todo tipo", indicó la ministra Patricia Bullrich en conferencia de prensa.