La crisis tocó piso o aún tiene margen por delante.