En una carta “a la militancia”, confirmó que desertar en la candidatura fue una decisión “de Cristina” y que hay “una estrategia nacional”.

Después del proceso de digerir una decisión compleja, Pablo Carro eligió las redes sociales para escribir una “carta a la militancia” para justificar que su nombre no aparezca entre los candidatos a gobernador el 12 de mayo próximo.

Lo intempestivo de bajar la postulación tan sólo unas horas antes del cierre de listas respondió a “una estrategia nacional”, en pos de que “siempre sostuve que el principal objetivo es derrotar a Macri en la elección presidencial de octubre”.

Lecturas al margen, el diputado nacional agradeció “mensajes de apoyo” recibidos, adujo saber que había gente “esperanzada en participar de estas elecciones” pero que “en los momentos cruciales es fundamental ser orgánico”.

Reconoció, una vez más, “la conducción de Cristina”, y agregó: “Yo no busco réditos personales”.

Desde su lugar en el Congreso, Carro dijo que será “un militante más”, invitó a sus colegas a ser capaces “de sortear las adversidades” y solicitó “organizarse para lograr la fuerza que garantice la derrota del modelo de ajuste, hambre y endeudamiento que representa Cambiemos”.

Cerró el mensaje, diciendo: “En este camino, seré siempre su compañero”.