El Subsecretario de Desarrollo Social de la Municipalidad de Córdoba apuntó a la Provincia y a la Policía por facilitar la protesta.

El Subsecretario de Desarrollo Social de la Municipalidad de Córdoba, Adrián Casati, se refirió a la protesta que llevan adelante los carreros de la cooperativa la Igualdad, frente al Palacio 6 de Julio por el cobro del mes de enero próximo.

“El reclamo es irrisorio porque nos vienen a pedir que les garanticemos el cobro del mes de enero”, dijo el funcionario y mencionó que en 9 años que funciona el programa nunca se estipuló un compromiso de pago para ese mes.

“En el artículo 4 del acta dice que el municipio se compromete a pedirle a todas las áreas donde se presta el programa ‘Servidores Urbanos’ la especificaciones de las tareas que realizarán en el mes de enero. No están dadas las condiciones para garantizar una tarea que no sabemos cuál va a ser, porque en enero trabajamos en base a las inclemencias climáticas, ante algún factor meteorológico determinante y todas las cooperativas lo han aceptado, incluso ellos”, expresó en Entre Nosotros Rebeca, por radio Universidad.

Puso énfasis que no se les puede pagar a los 834 servidores urbanos porque “hay áreas que no necesitan el servicio. Acá hay una contraprestación. El municipio demanda una tarea, la prestan y por eso cobran”.

Casati informó que en el mes de septiembre se reunieron con las cooperativas donde se adecuó el salario incrementándolo un 40% en el año, se otorgaron módulos alimentarios y capacitaciones.

Relató que hace unos meses, esta misma cooperativa (la Igualdad) quiso hacer este mismo reclamo y la policía la frenó antes de salir a Ruta 20. “Ayer parecía un desfile de moda, rodeada por 10 motopolicías que cortaban la calle para que los vecinos de Córdoba no circularan y lo hicieran los carreros”, por lo que, consideró que desde la Provincia “fueron placenteros para que llegaran a la Municipalidad” porque no aplicaron el Código de Convivencia que establece la prohibición de la tracción a sangre en el centro de la ciudad.

“Está claro que el ministro de Gobierno, el secretario de Seguridad y el jefe de Policía creen que rodeándonos la Municipalidad, nosotros vamos a cambiar la metodología de trabajo que venimos realizando en siete años de gestión”, apuntó.

Con respecto al bono que reclaman los carreros señaló que la Municipalidad no tiene ninguna relación de dependencia ni laboral con las cooperativas del programa y es imposible afrontar sobre 834 servidores urbanos, el pago de un bono extraordinario.