La decisión fue adoptada por la Justicia de Salta, ante la denuncia contra el hombre de 65 años.

Un hombre de 65 años fue condenado a 10 de prisión por hechos de abuso sexual en perjuicio de su nieta menor de edad, cometidos en Salta durante el tiempo en que convivió con la víctima y su madre.

La situación fue denunciada por responsables del colegio al que concurría la niña.

La jueza Gabriela González condenó a la pena de 10 años de prisión de cumplimiento efectivo y se dispuso la extracción de material genético por parte del Servicio de Biología Molecular del Departamento Técnico del Cuerpo de Investigaciones Fiscales (CIF), para su incorporación en el Banco de Datos Genéticos.

La fiscal penal 3 de la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual, Cecilia Flores Toranzos,  había elevado la imputación al abuelo por los delitos de abuso sexual con acceso carnal agravado por el vínculo, la convivencia preexistente en concurso real con el delito de abuso sexual gravemente ultrajante agravado por el vínculo.

El acusado fue detenido en la provincia de Neuquén por personal de la División de Delitos Sexuales de Salta y trasladado a la provincia del norte.

Mirá las Noticias Destacadas