Argentina sólo había salido una sola vez campeón mundial en juveniles. Ocurrió en 1979, en Japón, de la mano de César Luis Menotti y del pie y el talento de Diego Armando Maradona.

Tuvieron que pasar 16 años para la celebración, en la categoría sub 20, se volviera a consumar. Sucedió un 28 de abril de 1995, en Qatar, en la primera experiencia de José Néstor Pekerman conduciendo la selección en esa categoría.

Y la incursión no pudo ser mejor. Con goles de Leonardi Biaggini y de Francisco "Panchito" Guerrero, el equipo argentino venció en la final a Brasil por 2 a 0, lo que le permitió llevarse el título.

El plantel estuvo constituído por Joaquín Irigoytía, Gastón Pezzuti, Federico Domínguez, Juan Pablo Sorin, Sebastián Pena, Mariano Juan, Guillermo Larrosa, Wálter Coyette, Ariel Ibagaza, Gustavo Lombardi, Leonardo Biagini, Francisco Guerrero, Julio César Bayon, Andrés Garrone, Cristian Díaz, Germán Arangio, Diego Crosa y Cristian Chaparro.

El de Qatar fue el comienzo de un ciclo prolijo y exitoso, siempre encabezado por José Pekerman, que consumó otras proezas al ganar el mundial sub 20 en Malasia (1997), Argentina (2001), mientras que los torneos de Canadá (2005) y Holanda (2007), fueron obtenido con la conducción de Francisco Ferrero y Hugo Tocalli, respectivamente.