El actual jugador de Boca, Cristian Pavón, fue denunciado por un hechos que habrían ocurrido en 2019 en una fiesta en Anisacate, localidad de Córdoba donde nació.

La denunciante, Marisol Doyle, lo acusó de abuso sexual con acceso carnal agravado y sostiene que hace un año lidia con esta situación y que luego de un tiempo se animó a visibilizar, porque antes tenía miedo de contarlo.

Mientras tanto, la Causa está en manos del fiscal de Alta Gracia, Alejandro Peralta Otonello, quien se reincorporará a sus tareas el 16 de enero.

El abogado de la denunciante es Fernando Burlando, quien la está asesorando desde marzo de 2020 y es el mismo letrado que representa a Daniela Cortés por el caso de violencia de género de Sebastián Villa, también jugador del club Xeneize.

La presunta víctima exteriorizó el caso en las redes sociales con una imagen de Pavón acompañada de la denuncia y escribió:

"Esta persona no se merece estar en el club ya que por sus malos actos deberá responder ante la justicia. ¿Por qué hacen oídos sordos? Hace un año vengo afrontando muchas situaciones y tratando de sanar herida y haciendo que la Justicia actúe. ¿Qué le pasa al club de quien soy fanática? Deberían tomar medidas ... Ya no aguanto más tanta hipocresía ... Espero y deseo tengan en cuanta este tipo de actitudes ".

 

Por su parte, desde el entorno del jugador, dejaron trascender que Pavón se presentó voluntariamente a declarar antes de regresar a Buenos Aires, y ante las autoridades desconoció los hechos por los que se lo acusa y denunció a Marisol Doyle por el delito de extorsión.