Es un partido de cuartos de final pero bien podría hacer sido el último partido de la Liga de Campeones, el que hubiera definido al mejor. Barcelona y Bayern Munich jugarán desde las 16 en el estadio Do Sport, de Benfica, en Lisboa con el propósito de quedar entre los semifinalistas y de ponerse a tiro de un título que no les es extraño: ambos han ganado cinco "Orejonas", las mismas que ganó el campeón que en esta edición dejó su trono, Liverpool de Inglaterra.

Aparece más fuerte el equipo alemán. En verdad, su recorrido desde que se reinició el fútbol ha sido devastador. Ganó a todo lo que se le puso adelante y levantó en estos últimos meses dos Copas: la de Alemania y la Bundesliga, sus títulos demésticos en 2020.

Se muestra más débil Barcelona. Más Messi-dependiente que nunca, amparado en sus virtudes únicas, parece haber dejado todo en sus pies, desequilibrantes por naturaleza, el futuro en el torneo. Su formación podría tener un mediocampista más, para enfrentar el poderío físico de un equipo intenso, al que le agrega una importante dosis de buen juego.

El partido se definirá en 90 minutos; si hay empate habrá una prórroga de 30 minutos y si continúa la igualdad se patearán penales. El ganador enfrentará en semifinales al ganador de Manchester City-Olympique Lyon, que jugarán mañana a las 16 en el estadio do Sport de Benfica

Barcelona: Marc Ter Stegen; Nelson Semedo, Gerard Piqué, Clément Lenglet y Jordi Alba; Arturo Vidal, Sergio Busquets y Frenkie De Jong; Lionel Messi, Luis Súarez y Antoine Griezmann. DT: Enrique "Quique" Setién.

Bayern Munich: Manuel Neuer; Joshua Kimmich, Jerome Boateng, David Alaba y Alphonso Davies; Thiago Alcántara, Leon Goretzka; Kingsley Coman, Thomas Müller, Serge Gnabry; y Robert Lewandowski. DT: Hans-Dieter Flick.

Hora: 16. Estadio: Sport Lisboa, de Benfica. Arbitro: Damir Skomina, de Eslovenia. TV: ESPN 2.

 .

 

 

.