El secretario general del gremio negó haber amenazado al gobernador. “Es una mordaza para que no nos movilicemos”, afirmó.

Gabriel Suárez, secretario general del gremio Luz y Fuerza, negó las amenazas que se le atribuyeron contra el gobernador de la provincia de Córdoba, Juan Schiaretti, por las que fue denunciado.

“Parece que ha molestado, no sé si al gobernador, porque quien identifica esta supuesta denuncia creo que no sabe nada del derecho. En primer lugar, no hay ninguna amenaza de parte de un secretario general", afirmó Suárez a Canal 10.

Y agregó: “No estoy acostumbrado a este tipo de elementos que generen, en el caso nuestro, una mordaza. No quieren que hablemos, no quieren que nos movilicemos. Lo que yo pude leer ni siquiera lo entiendo, porque yo hablo de las obras eléctricas que se van a demorar si nosotros estamos en una medida de fuerza, producto del no diálogo. No estoy hablando de la obra", aclaró.

“Esto, a mi entender, es una mordaza para que no nos movilicemos, que no nos expresemos, que no planteemos nuestras preocupaciones. Ahí sí hay una violación a lo que está sostenido en la Constitución, el derecho a huelga", dijo.

Suárez amplió los motivos por los que podría haber una medida de fuerza. “Democráticamente, respetuosamente, responsablemente vamos a ir a manifestar la situación que vivimos los trabajadores de Luz y Fuerza, con cierres de centrales, con vaciamiento por retiro voluntario, discapacidad y (jubilaciones) anticipadas, vaciamiento de los sectores operativos con tercerizaciones. Es la situación que vive EPEC, camino a la privatización, y la otra cuestión son los temas salariales, que para nosotros es esencial", sostuvo.

Y aclaró que si su gremio entra en paro, se demorará sólo la parte eléctrica de la obra, el resto de las actividades continuarían según lo previsto."Creo que han interpretado mal los dichos. Y el tema de ir donde va el gobernador es ir a plantear nuestra decisión orgánica de informarle a los cordobeses el estado de situación de la empresa ante una posible privatización, pero todo dentro del marco de la ley", adujo.

El secretario general insistió en que “no existió una amenaza de un secretario general hacia un gobernador. Y eso es lo que me preocupa, porque si quieren taparle la boca al secretario general de Luz y Fuerza o acusarlo de algo, es porque molesta que uno sale a decir la verdad. Y si yo no puedo, habrá otro que se animará a decirla, esto es democracia", concluyó.

Mirá las Noticias Destacadas

El Gobierno oficializó el decreto que deroga el protocolo del aborto
Las empresas energéticas incrementaron sus ganancias en un 995%
Chile: un conductor arrolló a manifestantes en Antofagasta
Octubre fue un mes récord de venta de dólares en el país
Maradona seguirá siendo el DT de Gimnasia