Dirigentes oficialistas descartaron que se haya tratado de un robo: “El auto del ataque estuvo parado en el lugar 30 minutos antes”.

El hecho ocurrió a escasos metros del Congreso de la Nación, y durante una caminata que el diputado nacional Héctor Olivares realizaba como “rutina”.

Eran poco más de las 6 de la mañana cuando el dirigente radical recibió dos impactos de bala, uno en el tórax y otro en la pierna, que lo dejaron en grave estado de salud.

Quien lo acompañaba, Miguel Yadón, falleció.

Era coordinador de obras del Fondo Fiduciario de Transporte Eléctrico Federal del gobierno de la provincia de La Rioja, y murió a los 58 años.

El diputado José Cano, quien compartió en las últimas horas un par de reuniones de comisión y sostiene una amistad con su colega, fue contundente: “Lo acribillaron; esto fue premeditado”.

Luego agregó: “Vamos a ir hasta las últimas consecuencias. Ayer estuvimos en la reunión por la Ley de Barras y temas del subsidio de Transporte, además de un tema de AFIP del que habíamos charlado. Esas cosas le preocupaban”.

Sobre el hecho, adujo haber estado en contacto con los investigadores, remarcando que “el auto del que lo agredieron, un auto blanco, estuvo parado treinta minutos antes en ese lugar”.

Concluyó diciendo que “lo estaban esperando”.

Mirá las Noticias Destacadas