La utilización de la capacidad instalada de la industria cayó a 56,2 %, mientras el BCRA sube la tasa sin poder contener el dólar.

El Editorial de Cristian Maldonado en Nada del Otro Mundo.