El presidente habló de “comportamientos culturales a erradicar”, en medio de la continuidad de escalada de precios.

Un día antes de que el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC) de a conocer los números oficiales del Índice de Precios al Consumidor (IPC), Mauricio Macri habló de “un pico de inflación” vivenciado en el pasado mes de marzo.

Diversos analistas la ubican en un cuatro por ciento.

El presidente se refirió a la temática, enmarcada en un proceso de crisis, durante el acto en el que quedaron inauguradas nuevas oficinas en la firma de servicios tecnológicos Accenture, en Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

“Esperamos que a partir de ahora avancemos hasta erradicarla y podamos entrar al grupo que integra la mayoría de los países, que tienen inflación de un dígito (anual)", graficó Macri.

El mandatario valoró el camino emprendido por su gestión en el tema, pese a que 2018 marcó la inflación más alta en los últimos 27 años, y remarcó que “todo cuesta y lleva tiempo”.

Al respectó, pidió que “hagamos los deberes de lo básico”.

Y concluyó: “Este es un tema que ya resolvieron los peruanos, colombianos, chilenos, paraguayos, los uruguayos. Ninguno está preocupado por la inflación ni por el tipo de cambio, porque lograron una estabilidad macroeconómica”.