En un fallo dividido, convalidó la constitucionalidad de una ley que impide la ejecución de la pena hasta que haya sentencia firme.

Este jueves, el Supremo Tribunal Federal de Brasil finalizó la votación respecto a la situación de Lula Da Silva, quien se encuentra preso desde abril del año pasado. Pasadas las 21, hora local, el presidente del tribunal, Antonio Dias Tóffoli, tomó su decisión final y votó a favor.

Dias Tóffoli tuvo que definir el fallo ya que había un empate en los votos de los jueces: con su afirmativo, la resolución quedó 6 contra 5. Así, el tribunal convalidó la constitucionalidad de una ley que impide la ejecución de la pena sin que todas las instancias del Poder Judicial fueran agotadas.

La Constitución Federal del país vecino establece que nadie debe estar preso hasta que no se agoten los recursos de apelación. Esto significa que el ex presidente de Brasil debería estar en libertad hasta que finalice el proceso por el cual es juzgado.

Lula está detenido desde el 7 de abril de 2018, acusado de corrupción y lavado de dinero. El dirigente se declara como un preso político en una causa para dejarlo fuera de las elecciones que ganó Bolsonaro en octubre del año pasado.

El periodista Beto Almeida brindó precisiones en el programa Nada del otro mundo, de FM 102.3.

Mirá las Noticias Destacadas