Luego de un referéndum, el Parlamento irlandés adoptó el proyecto de interrupción voluntaria del embarazo.

Tras una maratónica sesión, el Parlamento de Irlanda aprobó el proyecto que legaliza el aborto. Leo Varadkar, primer ministro, definió el hecho como un “momento histórico para las mujeres".

En mayo, los irlandeses participaron de un referéndum para modificar la constitución para que se habilite el tratamiento del proyecto de la interrupción voluntaria del embarazo.

El 66,4% de los votantes apoyaron el derecho al aborto. “Un voto para terminar los viajes solitarios y el estigma y para apoyar las elecciones para las mujeres", expresó el primer ministro irlandés.

La nueva ley habilita a las presonas gestantes a practicarse un aborto sin restricciones hasta la semana 12. Luego de ese período de tiempo, solo está permitido en casos donde la persona gestante corra riesgo de salud o cuando el embarazo es inviable.

Mirá las Noticias Destacadas