Con votos divididos, resolvieron dar marcha atrás con el criterio utilizado el año pasado en el caso Muiña. Rosenkrantz, único a favor.

La Corte Suprema de Justicia de la Nación resolvió, este martes, rechazar la aplicación del 2×1 para la contabilización de los años de cárcel para aquellas personas condenadas por crímenes de lesa humanidad.

En esta oportunidad, el fallo es del caso de Rufino Batalla, condenado a 12 años de prisión por su participación en el centro clandestino La Cacha, quien luego de la resolución que benefició a Luis Muiña el 3 de mayo de 2017, también reclamó que se le computara el dos por uno para ser excarcelado.

La posición mayoritaria de rechazo obtuvo los votos de Ricardo Lorenzetti, Carlos Maqueda, Horacio Rosatti y Elena Highton de Nolasco.

Por su parte, el presidente del cuerpo, Carlos Rosenkrantz, fue el único que votó a favor del beneficio.

En el 2017, con el caso Luis Muiña, Rossati y Highton de Nolasco habían acompañado a Rosenkrantz a favor del beneficio para los represores lo que generó un efervescente rechazo por parte de la sociedad.

Mirá las Noticias Destacadas