La Fiscalía de Santa Fe estableció que el doctor de la clínica Mayo no puede entorpecer la investigación ni existe peligro de fuga.

El médico acusado de mala praxis, por la muerte de una mujer de 70 años en la Clínica Mayo de Santa Fe, fue liberado este viernes.

Los familiares de la víctima denunciaron a Fernando Alarcón por estar ebrio al momento de atender las convulsiones que le provocaron un paro cardíaco a la anciana el jueves. Desde el domingo la mujer se encontraba internada por un cuadro de encefalopatía posterior reversible.

“Cuando entra el médico me doy cuenta que está totalmente borracho. Venía con el pantalón desprendido, el cinto fuera de lugar, no sabía lo que hablaba y decía incoherencias. Entonces cuando veo en el estado en que estaba comencé a filmarlo", denunció el hijo de la víctima.

El fiscal Roberto Apullán afirmó que el acusado fue sometido a una serie de exámenes para establecer el estado de sus facultades. Después dispuso la liberación porque consideró que no puede entorpecer la investigación ni existe peligro de fuga.

Mirá las Noticias Destacadas