Fernando “Chino” Navarro realizó una autocrítica de la gestión kirchnerista. También desmintió un acercamiento personal a Schiaretti.

El ex diputado nacional y referente del kirchnerismo Luis Fernando “Chino" Navarro estuvo en Córdoba.

El también creador del Movimiento Evita participó de un acto de organizaciones sociales que se realizó en la noche del martes.

Horas antes fue entrevistado por el programa Otra Vuelta de Tuerca, de Radio Universidad.

En dicha ocasión realizó un minucioso repaso de su extensa trayectoria política, que inició en el Partido Intransigente y continúa en el peronismo.

Como miembro de tal movimiento, Navarro repasó los 12 años de la gestión kirchnerista a nivel nacional.

Entre otros aspectos, consideró que durante la segunda gestión de Cristina Kirchner, el gobierno acentuó su “encierro".

“Comienza a haber una distancia respecto de los gobernadores, de la CGT, de los intendentes, respecto de esa denominación conocida como pejotismo", precisó.

“A veces me dio la impresión que nuestro gobierno fue más progresista que peronista", añadió en tal sentido.

De igual manera, aseguró que además de liderazgos, como demuestra la historia, el proceso de reconstrucción del partido necesita un colectivo sólido.

“Quizás el modelo de nación que tiene Argentina está más emparentado con el siglo pasado que con el presente. Es muy difícil construir un liderazgo y un proceso político estable si no tenés equidad, igualdad y justicia social entre los 44 millones de argentinos", advirtió no obstante.

“Nosotros bajamos mucho la pobreza. Pero lo hicimos sin organización, sin construir en los sectores populares. Eso se paga, en términos electorales y en términos de organización", ratificó.

Sobre la reorganización del peronismo como alternativa al gobierno de la alianza Cambiemos, aseguró que todos los actores son necesarios.

También se refirió al acercamiento de la Iglesia al Movimiento Evita. “Yo creo en el pueblo, lo quiero a Bergoglio, pero no es que confío ¿En quién confío? En el Pueblo. Pero es un tema en discusión, hay compañeros del Evita que están más cerca de la Iglesia", señaló.

Además, desmintió que su presencia en Córdoba también implique un acercamiento a Juan Schiaretti, gobernador provincial y carta fuerte del peronismo federal.

Mirá las Noticias Destacadas