La Secretaría de Salud de la Nación reconoce faltantes por “circuitos de compra complejos” y problemas con trámites aduaneros.

La última reunión de la Comisión Nacional de Inmunizaciones (CoNaIn), que nuclea a representantes de todos los sectores de la Salud a nivel país, dejó en claro la responsabilidad oficial en el faltante de vacunas del calendario obligatorio en todo el territorio.

Fue el propio secretario de la CoNaIn, Cristián Biscayart, quien recibió los cuestionamientos y la preocupación, por caso de la Sociedad Argentina de Pediatría, respecto a “la falta de transparencia en la información” de parte de las autoridades nacionales, respecto a la discontinuidad en la entrega de dosis.

Carlota Russ, presente en el cónclave en el lugar de las sociedades científicas, fue tajante al afirmar que tal situación “provoca pérdida de credibilidad y genera decenas de miles de oportunidades perdidas de vacunación”.

Por la sensibilidad del tema, profesionales exigieron “información por escrito acerca de la adquisición y provisión de vacunas para poder transmitirlas a las autoridades provinciales”.

Destacaron, a su vez, que contando con datos respecto a las causas de la escasez de provisión podrían haber realizado aportes “para hacer frente a los requerimientos del sector médico y eventualmente los medios”.

El texto oficial de la Secretaría de Gobierno de Salud de la Nación reza: “El Dr. C. Biscayart explicó que el mismo se debe a una serie de factores que incluyen problemas financieros, circuitos de compra complejos, provisión limitada y dificultades con los trámites de aduana, entre otros”.

Mirá las Noticias Destacadas