Matías Farías y Juan Pablo Offidani fueron absueltos por los cargos de abuso sexual. Fueron condenados por delito de drogas.

El Tribunal Oral en lo Criminal N°1 de Mar del Plata decidió absolver a Matías Farías y Juan Pablo Offidani, acusados de violar y asesinar a Lucía Pérez, de 16 años, el pasado 8 de octubre de 2016.

El paradigmático y reproducido caso tuvo como protagonista a la fiscal María Isabel Sánchez, quien fue apartada del caso poco después de remarcar públicamente que la víctima había sido “empalada y violada hasta morir".

Sin embargo, ambos acusados fueron condenados por venta de droga. Deberán pagar 135 mil pesos en concepto de multa y deberán cumplir 8 años de prisión. Por otro lado, Alejandro Maciel, de 61 años, fue absuelto por la causa de encubrimiento agravado.

El fallo fue ampliamente repudiado. En los alegatos, el fiscal Daniel Vicente había pedido la prisión perpetua para Farías por los cargos de “abuso sexual con acceso carnal agravado en concurso ideal con femicidio, con el agravante del suministro de estupefacientes a una menor".

Los jueces Facundo Gómez Urso, Aldo Carnevale y Pablo Viñas dictaminaron que no se pudo comprobar que la joven haya sido violada y asesinada.

En tanto, consideraron “altamenta probable" que su deceso se haya producido por una “congestión y edema pulmonar de causa tóxica", posterior al consumo de cocaína y en un acto de relaciones sexuales consentidas.

El hecho

La muerte de la joven fue el puntapié inicial que generó el Primer Paro Nacional de Mujeres, referente de movimientos que pugnan por la visibilización de la violencia contra las mujeres y los femicidios. De allí lo paradójico del fallo judicial.

Según la fiscalía, Lucía Pérez conoció a dos de los acusados un día antes de su muerte.

Matías Farías y Juan Pablo Offidani se le acercaron, mediante una amiga de la Escuela Media 3 , para venderle marihuana.

Al día siguiente, Farías y Offidani buscaron a la joven y se la llevaron al domicilio del primero. Los imputados trasladaron a la víctima en una camioneta a la Unidad Sanitaria de Playa Serena. La joven llegó sin signos vitales y los médicos trataron de reanimarla durante 40 minutos, sin éxito.

Mirá las Noticias Destacadas