El 12 de Noviembre el Presidente Alberto Fernández firmó un decreto en el que autorizaba el auto cultivo de cannabis, así como la venta de cremas y aceites medicinales. Hoy, tres semanas después, ya funciona el primer laboratorio especializado en Argentina.

Es concretamente en la provincia de Jujuy, en la finca El Pongo, a algo más de 32 kilómetros de San Salvador de Jujuy, capital provincial. El predio cuenta con 35 hectáreas y allí el Gobernador Gerardo Morales inauguró el primer laboratorio de cannabis medicinal de nuestro país. 

En el acto participaron vía zoom Sergio Uñac, Gustavo Valdes y Rodolfo Suárez, gobernadores de San Juan, Corrientes y Mendoza, respectivamente. Allí Gastón Morales, presidente de Cannava, anunció detalles de la producción y distribución del producto:

"Ya tenemos el ingrediente farmacéutico activo y sólo falta el control de estabilidad de ANMAT, la coordinación con Nación va a ser muy importante para empezar a distribuir en hospitales públicos y farmacias"

 

Cannava es una empresa estatal que innova en materia de producción de cannabis en el país y eligió a Jujuy como su sede para comenzar su experiencia. En su sitio web se anuncian como "un nuevo modelo de abordaje estatal para la producción de derivados medicinales del cannabis".

Además, el Presidente de Cannava manifestó que “asumir este desafío nos introduce en las transformaciones políticas, científicas y sociales". A su vez, Gerardo Morales, Gobernador de Jujuy, expresó en la inauguración que "todas las 24 provincias tenemos un gran potencial económico ara cambiar y ampliar la matriz productiva.

En el mismo acto se anunció un convenio con Universidad de Jerusalén en Israel para capacitar a investigadores y desarrolladores de la empresa estatal. Morales explicó que los invernaderos utilizados en la finca son del país de medio oriente y que se avanzará para conocer qué avances hubo allí sobre el cannabis medicinal.