Desde el pasado fin de semana una serie de carteles sorprenden a quienes cruzan el paso peatonal que flanquea la plaza Italia, en pleno centro de la ciudad de Córdoba. Imágenes de un cuerpo femenino desnudo se esparcen sobre la propia calle Ayacucho, en las estructuras de la glorieta central y en construcciones cercanas.

Se trata de autorretratos de una joven artista cordobesa que decidió acudir a las calles para llamar la atención sobre un aspecto largamente denunciado por la lucha feminista: la cosificación del cuerpo de la mujer.

Sus intervenciones se realizan con carteles y collages, siguiendo el estilo del denominado paste up, una variante del arte callejero que torna popular en grandes ciudades.

"Estoy tratando de mostrar este tabú que hay sobre el cuerpo femenino, en particular sobre el pezón. Las mujeres vivimos una suerte de demonización sobre nuestro cuerpo. Tenemos que taparnos, no mostrarnos" explica la joven, que opta por mantener su anonimato, en diálogo con Canal 10.

"Esta me pareció una buena manera de naturalizar los cuerpos. Quiero mostrar que no pasa nada con el pezón, no pasa nada con la teta, no pasa nada con el cuerpo de la mujer", prosigue.

Paradoja moderna, su iniciativa cobró vigor luego que la red social Instagram le cerrara una cuenta en la que exhibía desnudos artísticos. En las calles, entiende, la gente puede omitir pero no censurar.

"No hay sectorización del público. Esto es la calle, por estos espacios puede pasar cualquier persona. Yo no busco ensuciar una plaza, sino generar un cambio positivo. Si las redes no muestran y los medios tampoco, qué mejor que la calle... Ahí nadie te puede censurar", amplía, a pocos metros de sus imágenes.

Código QR. Debajo de cada obra la artista colocó carteles con Códigos QR. Quienes decidan escanearlo accederán directamente a la nueva cuenta de Instagram de la joven, donde exhibe sus más recientes trabajos.

"Planteo una propuesta de museo en la calle, para la cual no necesitas acceder a un museo. Podés transitar la calle y ver arte", explica.

 

Le censuraron fotos con pezones en Instagram: ahora las pega en las calles