La Universidad Nacional de Córdoba celebraró el vigésimo aniversario de la declaración de la Manzana Jesuítica de Córdoba como Patrimonio de la Humanidad por parte de la Unesco.

En el acto estuvieron presentes autoridades de la Universidad Nacional de Córdoba, la Universidad Católica de Córdoba, la Municipalidad y la Provincia de Córdoba.

El antiguo complejo de la Manzana Jesuítica, junto con las estancias homónimas, fue declarado Patrimonio Cultural de la Humanidad por la Unesco en noviembre del año 2000 en la ciudad de Cairns (Australia).

La UNC y la Manzana Jesuítica de Córdoba

Se transformó así en un ámbito musealizado que comprende no sólo la antigua sede de la Universidad Nacional de Córdoba, sino también la Iglesia de la Compañía de Jesús, la Capilla Doméstica, la Residencia y el Colegio de Monserrat.

El intendente Martín Llaryora expresó: "Estoy un poco nervioso porque yo he cursado en estas aulas. Para todos es un momento especial. Esta declaración de Patrimonio de la Humanidad excede los límites de la ciudad y engalana al país".

A su vez, valoró el rol de los jesuitas en la educación y la producción de Córdoba.

"La Docta habría sido imposible sin haber contado con este sueño de los jesuitas de darnos la educación", agregó.

El rector de la UNC, Hugo Juri, afirmó: "El legado de los jesuitas nos ha dejado esa marca". A su vez valoró la presencia de las autoridades universitarias, provinciales y municipales y el trabajo conjunto que realizaron para poder declarar la Manzana Jesuítica como Patrimonio de la Humanidad.

Además, adelantó que el segmento de Duarte Quirós de la Manzana será reconvertida definitivamente en peatonal.

Por último, el gobernador Juan Schiaretti brindó sus saludos desde un video.

 

MÓVIL ACTO EN LA MANAZANA JESUÍTICA