El halo es un efecto óptico en forma de disco alrededor del Sol o la Luna.

De esta manera, para la vista de las personas, el halo se presenta como un anillo iridiscente en su circunferencia exterior.

El halo es causado por partículas de hielo en suspensión en la tropósfera que refractan la luz generando un espectro de colores alrededor de la Luna o el Sol.

Desde el Observatorio Astronómico de Córdoba señalaron que "este fenómeno, aunque está relacionado con la luz del Sol, no tiene su origen en este astro sino en nuestra atmósfera".

"La luz del Sol, al atravesar la atmósfera en condiciones particulares (con partículas de agua a cierta altura) genera un anillo con los colores del arcoiris", explicaron.

El fenómeno se percibió desde distintos puntos de la provincia de Córdoba. La mejor visualización del halo solar se dio desde zonas serranas.