Josu Ternera fue detenido en los Alpes. Fue directamente a prisión, para cumplir 8 años por ser parte de la agrupación terrorista.

Desarticulada hace tiempo, la ETA (Euskadi Ta Askatasuna, del euskera, ‘País Vasco y Libertad’) volvió a ser noticia en las últimas horas.

Es que José Antonio Urrutikoetxea, alias Josu Ternera, fue detenido este jueves a las siete de la mañana cuando salía de su domicilio en la localidad de Sallanches, en los Alpes franceses, según informaron fuentes policiales y diplomáticas.

El arresto se produjo cuando se dirigía a un centro hospitalario cercano para ser tratado de una grave enfermedad que sufre desde hace años, detallan las fuentes consultadas. El que fue jefe político de ETA, de 68 años, llevaba fugado 17 años. Francia dictó la orden de detención de Ternera para que cumpla en el país galo una condena de ocho años por pertenencia a ETA dictada el pasado 1 de junio por el tribunal correccional de París. Ingresa directamente en una cárcel francesa.

El operativo, en el que también participó la Guardia Civil Española, ha sido bautizado operación Infancia Robada, en alusión a la muerte de niños en la casa cuartel de Zaragoza, atentado por el que las autoridades españolas lo buscaban desde 2002, y en el que fueron asesinadas 11 personas, 6 de ellas menores de edad en 1987. La justicia española no tenía en este momento ninguna orden de detención y entrega oficial. La Fiscalía de la Audiencia Nacional estudiará las causas que puede tener pendientes y en función de ello valorarán si se emite una orden europea de detención y entrega.

Josu Ternera vivía cerca de la localidad de Saint Gervais les Bains, en una zona muy concurrida para la práctica de deportes de invierno, según informa la Guardia Civil, que destacó en un comunicado la “escasa distancia" de las fronteras entre Francia, Suiza e Italia.

El histórico dirigente militó en la organización medio siglo, desempeñando prácticamente todas las funciones orgánicas y estratégicas. Ha sido uno de los símbolos y cabecillas de ETA y ha seguido una vida paralela a las principales acciones protagonizadas por la organización. Desde 2002 estaba en paradero desconocido. La Justicia le requiere para juzgarle por delitos de lesa humanidad. Hace dos años fue visto en el sur de Francia, aunque, según fuentes policiales, se frustró su detención.

La justicia le citó en 2002, cuando era diputado de EH, para tomarle declaración por su participación en el atentado de la casa cuartel de Zaragoza. Ternera se dio a la fuga y recuperó su vida en la clandestinidad, lo que no le impidió participar en las conversaciones con el Gobierno socialista del José Luis Rodríguez Zapatero en 2006, cuando en el seno de la banda se estaba librando una guerra fratricida por el poder en la que se impuso el sector más duro encabezado por Thierry y Txeroki. Ternera fue apartado, aunque la ascendencia que tenía en la organización volvió a concederle protagonismo el día en que la banda anunció en 2011 el cese definitivo de la lucha armada.

Mirá las Noticias Destacadas