El diputado baleado sigue en terapia intensiva y con soporte ante las fallas en las funciones respiratorias, renal y cardiovascular.

El diputado nacional por La Rioja Héctor Olivares, baleado el jueves en la Plaza de los Dos Congresos junto a su asesor Miguel Yadón, que murió en el lugar, continuaba hoy “inestable” y en terapia intensiva tras ser sometido ayer a la noche a una segunda operación, según el parte
médico dado a conocer esta mañana.

El subdirector del hospital Ramos Mejía, Pablo Rossini, informó que el legislador mantiene con fallas en las funciones respiratorias, renal y cardiovascular por lo que continúa con respirador artificial, diálisis y soporte hemodinámico.

“El paciente está inestable con alto requerimiento de drogas vasoactivas”, añadió el médico, acompañado por la ministra de Salud porteña, Ana María Bou Pérez.

Mirá las Noticias Destacadas