Llega la clásica obra al escenario mayor del Teatro Real, con dirección de Liliana Carreño y orquesta en vivo.

Se presenta una versión escenificada de la ópera Carmen. Las funciones son el viernes y sábado a las 21 en el Teatro Real.

La obra cuenta con la dirección escénica de Liliana Carreño y musical de Marcelo Conca, bajo el auspicio de la Fundación Camerata Académica de Córdoba.

Es en formato “semi-staged”, en el que la Orquesta convive con las escenas de pasión, tragedia y gitanería de la ópera, interpretadas por un elenco encabezado por dos primeras figuras del Teatro Colón: María Luján Mirabelli y Carlos Duarte.

Completan el elenco en los roles co-protagónicos y secundarios, Sabrina Paterno (Micaela), José Luis Moreno (Escamillo), Germán Asís (Zúñiga), Alejandra Allarague (Mercedes), Vicki Colaut (Frasquita), Gonzalo Castro (Morales), Ariel Suárez (Dancairo) y Franco Spinetti (Remendado).

La Camerata Académica de Córdoba es la encargada de recrear en vivo la maravillosa música de Georges Bizet en esta obra considerada una de las mejores y más populares en su género por la belleza de sus melodías e instrumentaciones, como también por el genial dibujo musical de sus personajes en el contexto pasional de la Sevilla de mediados del Siglo XIX.

Sobre la Opera Carmen

Sus realizadores expresan “Es una ópera dramática en cuatro actos con música de Georges Bizet y libreto de Ludovic Halévy y Henri Meilhac, basado en la novela de Prosper Mérimée. Ambientada en Sevilla entre 1820 y 1850, la historia de Carmen es protagonizada por una bella y temperamental gitana que ejerce un embrujo irresistible sobre el cabo Don José, a tal punto que motiva que este soldado rechace a su anterior amor, se amotine contra su superior y como desertor se una a un grupo de contrabandistas. Finalmente, cuando Carmen lo abandona y vuelca su amor en el torero Escamillo, los celos impulsan a Don José a terminar drásticamente con ese amor.

Carmen, considerada en su tiempo como el arquetipo de la “mujer fatal”, pasional y destructora de los principios éticos y morales establecidos, fue una mujer de fuego, una adelantada para esa época que amó en libertad y dejó de amar cuando así lo sintió, decidida a no someterse nunca a nada ni a nadie y sobre todo, a no quebrantar jamás su único código de vida: la libertad. Ni tan siquiera a costa de su propia vida…”. Además, “musicalmente es una obra maestra inolvidable, universalmente conocida y que logró así instalarse definitivamente en el corazón, no sólo de los eruditos del género sino también en el común de las personas. Así, temas como la Habanera, la Canción Bohemia, el Aria de la Flor, la Canción del Toreador, su bellísimo y sentido Preludio y tantos otros pasajes son verdaderos íconos musicales y es difícil de imaginar alguien que desconozca al menos alguna de estas célebres melodías”.

Entrada general 500 pesos, en boletería del teatro o por Sistema Autoentrada.

Mirá las Noticias Destacadas