La Unión Tranviarios Automotor comenzó esta medianoche con el paro anunciado este miércoles en el transporte urbano de pasajeros de la ciudad de Córdoba. Desde el gremio reclaman por un vale previsto para este 22 de enero que no se efectuó.

Durante el día se realizaron asambleas que afectaron a líneas de Ersa, Coniferal y Aucor.

 

 

En diálogo con Cadena 3, Gustavo Mira, de Coniferal, explicó que la situación económica de las empresas es complicada: "El gobierno nacional debe a todo el sistema de la Provincia de Córdoba 41 millones de pesos que venía girando y con cambio de Gobierno y normativa, se demoró; el provincial dejó pendiente un saldo de los programas BEG; y el municipal adeuda más de 10 millones en concepto de abono a discapacitados".