Cada mujer aporta desde su casa al proceso productivo que se completa en el salón comunitario que les sirve de sede. Fabrican barbijos, cofias, batas y botas.

Más de 30 familias se ganan el sustento gracias a esta iniciativa.

Mirá el informe completo:

 

Reconvertidos: "Taller a distancia" de Las Omas