Los investigadores se manifestaron este miércoles. Reclaman por recortes presupuestarios y salariales, entre otros temas.

El reclamo de investigadores del Conicet, contra el ajuste que aplica el gobierno nacional en partidas presupestarias, salarios e ingresos, tuvo un nuevo capítulo este miércoles con “cabildos abiertos" en diferentes provincias.

En la ciudad de Córdoba la medida para visibilizar la protesta se realizó a las 11 en el Centro de Investigaciones y Estudios sobre Cultura y Sociedad (CIECS) ubicado en Avenida Valparaíso S/N.

Aumento presupuestario de emergencia, prórroga de becas en la carrera de investigador, normalización del Directorio del Conicet y restitución del rango ministerial, son algunos de los planteos que 140 directores de institutos de CONICET elevaron en abril sobre la base de la reunión en la Universidad Tecnológica Nacional Regional Córdoba.

En las primeras semanas de mayo el desfinanciamiento de la ciencia argentina quedó en evidencia con la participación de la bióloga Marina Simian en un programa de respuestas y respuestas para paliar la falta de fondos en su investigación de terapias para el cáncer.

A eso se agregó la renuncia de historiadora Dora Barrancos al directorio del Conicet con fuertes críticas al gobierno nacional. El malestar se acrecentó porque el presidente Mauricio Macri no oficializó las designaciones del sociólogo Mario Pecheny, por el área que dejó Barrancos, y del biólogo Alberto Kornblihtt en el órgano de decisión.

Después de la repercusión que tuvo la imagen de una científica buscando fondos en la TV el mandatario se reunió con Sisman. Por fuera de las gestiones del secretario Secretario de Ciencia y Tecnología, Lino Barañao, ambos acordaron avanzar en una batería de medidas vinculadas con salarios, financiamiento, cargas impositivas, procesos de evaluación y la reincorporación de Pecheny y Kornblihtt, entre otros temas.

Mirá las Noticias Destacadas