Los Lakers se hospedan en el Gran Destino Tower, un lujoso hotel cinco estrellas que fue estrenado recientemente y que se encuentra a 10 minutos de las canchas.

Según revelaron, a Lebron James le habrían asignado la suite presidencial, que está ubicada en los pisos superiores, tiene vista a uno de los lagos del recinto y cuenta con dos habitaciones, una lujosa sala de estar y un baño con mucho espacio.

LeBron se encuentra acompañado por su esposa Savannah Brinson, mientras que sus hijos se quedaron en Los Angeles.