Ramón Coronel falleció luego de que el balón impactara en su pecho.

El joven Ramón Ismael Coronel murió luego de detener un penal con el pecho durante un partido de su equipo Unión de la ciudad de Reconquista en el marco de una fiesta patronal en honor a la Virgen de Itatí.

El “Piki”, de 17 años, recibió un pelotazo en la zona del tórax durante la tanda de penales que fue fatal. “Atajó feliz su penal, alcanzó a festejar y cayó”, relató su prima al diario local Reconquista.

Si bien dicho medio asegura que no había una ambulancia en el sitio, sí fue atendido rápidamente por un médico, quien no pudo reanimarlo.

De todos modos, fue trasladado al hospital de Reconquista en una camioneta donde se confirmó la triste noticia. “Lo único que te puedo decir es que no entiendo por qué en semejante evento no había una ambulancia”, afirmó ante el portal citado el padre del joven fallecido.

Mirá las Noticias Destacadas